Frutismo

Sáquele Jugo/ 2015.06.5
2013-05-24-strawberries

Aprende a crear tu propio huerto de frutas en casa

¿Quieres aprender a cultivar fruta en tu casa sin necesidad de tener un enorme jardín? acá te contamos todo lo que debes tener en cuenta para tener tu propia cosecha frutal

Comparte

Una de las grandes ventajas de cultivar frutas es la posibilidad de consumir alimentos orgánicos, libres de pesticidas y de otros agentes que pueden resultar poco saludables para tu cuerpo. Sin embargo, factores como la falta de espacio en nuestros hogares, o un escaso conocimiento sobre el proceso de siembra nos ha limitado en los últimos años a crear nuestras propias plantaciones.

La buena noticia es que existen varias formas para crear tus propios cultivos en espacios pequeños o en casas que no necesariamente cuentan con un jardín, que además de ayudarte a sacar el mayor provecho a tu hogar,  serán de gran utilidad para disminuir tus gastos y llevar un estilo de vida más saludable.

Para comenzar a crear tu propio huerto en casa, es importante que localices un lugar con buena iluminación solar y una regadera para hidratar tus cultivos. Estas son algunas de las frutas que podrás cosechar en tu casa.

 

Fresas

Gracias a su pequeño tamaño estas frutas son perfectas para tu cultivo orgánico. Las fresas pueden ser cultivadas en temperaturas mayores a los 8ºC y menores a 25ºC, además necesitan abundante agua y luz solar.

  • Para comenzar a sembrar fresas, retira las semillas de la superficie de la fruta, esto puedes hacerlo con mucho cuidado utilizando un palillo de dientes.
  • Llena ¾ de un frasco de vidrio con mezcla de tierra para sembrar frutas y agrega las semillas que recolectaste. Una vez hayas hecho esto llena ⅓ de una taza con agua y añade un poco de agua oxigenada, revuélvelo y deja caer algunas gotas sobre las semillas. Deberás hacer esto un día de por medio hasta que germinen.
  • Con un atomizador pequeño riega el cultivo una vez a la semana para humedecer un poco la tierra.
  • Ubica tu recipiente en un lugar donde pueda recibir luz solar, por ejemplo cerca a una ventana.
  • Espera a que las semillas germinen y pasa tu cultivo a una maceta más grande.

T1F7dOXkdiXXaIS7PX_115819.jpg_310x310

 

Tomates

Existen diversas variaciones de tomates, selecciona el tipo que quieres sembrar, y ten en cuenta que deberás evitar las temporadas de heladas. Para cultivos pequeños se recomienda utilizar semillas de tomate cherry.

  • Para tener tu propio cultivo de tomate en casa, será necesario tener una maceta alargada. Una vez tengas la tuya, ubícala en una ventana donde reciba luz solar, o preferiblemente en una terraza, introduce las semillas a 5 centímetros de profundidad y riega inmediatamente.
  • Es recomendable cubrir la maceta con ‘vinipel’ durante el primer mes, esto creará un efecto invernadero que hará que en una semana crezcan los primeros brotes.
  • Una vez hayas hecho esto, coloca unos ‘tutores’ o palos de madera que servirán para orientar el crecimiento de la planta, a medida que ésta vaya creciendo deberá ser amarrada a estos pequeños troncos.
  • Riega la planta una o dos veces a la semana, espera aproximadamente dos meses y medio para que crezcan los primero tomates. Tan pronto estén rojos podrás retirarlos y comerlos.

4f3f28228484a

Limones

Aunque resulte algo extraño los limoneros pueden ser cultivados tanto en casas como apartamentos, para esto:

  • Selecciona el tipo de limón que quieres sembrar, la variación ‘meyer’, es una buena opción ya que su tamaño es pequeño y su sabor intenso.
  • Una vez hayas escogido la variación, acude a un vivero y selecciona un árbol que se haya sembrado hace dos o tres años, esto garantizará que tu cultivo de frutos en menor tiempo.
  • Para trasplantar tu árbol, deberás asegurarte que tu maceta sea redonda y con agujeros en el fondo, llénala hasta la mitad con la mezcla de tierra adecuada y frota la raíz del limonero para que se extiendan lo que más pueda.
  • Siembra el árbol y presiona la tierra hacia abajo, asegúrate de dejar el tronco descubierto, y riega el árbol tan pronto termines de sembrarlo.
  • Recuerda regar el árbol cuando la superficie se sienta seca e hidrátalo ocasionalmente con un atomizador. Ten presente que los limoneros se dan mejor en temperaturas entre 21ºC y 12ºC. Asegúrate de que tu árbol esté cerca a una ventana, y que reciba luz solar.
  • Una vez tu limonero haya dado frutos, retira ⅔ de estos y deja el otro tercio madurar, esto sucederá de 7 a 9 meses después.

 

5

Imagen: lavidalucida

 

También puede interesarte:

¿Cómo hacer aromatizantes caseros a base de frutas?

Si la vida te da limones, limpia tu casa

Entrada Siguiente
Entrada Anterior
Comenta esta publicación
Responsive Menu Clicked Image